Juego Inteligencia emocional: Te cuento mi día

Hoy os proponemos una actividad para hacer en familia, que os aportará grandes beneficios si la incorporáis como una rutina más en vuestro día a día "te cuento mi día".
 
Es una actividad muy simple y fácil de llevar a cabo. Consiste en tomar un momento durante la cena para contar cómo ha ido nuestro día. Para aquellas familias que hacéis homeschooling, os puede parecer que no tiene sentido porque pasáis la mayor parte del tiempo juntos y participáis de las mismas actividades, pero os sorprenderéis al descubrir cómo realizando una misma actividad, cada uno la vive de manera diferente.
 
En "te cuento mi día" debéis empezar los adultos expresando qué actividades o cómo os habéis sentido a lo largo de la jornada, estaréis dando un modelo o ejemplo para que vuestros hijos se expresen. No es necesario entrar en muchos detalles (solo los que queráis compartir y que os parezcan importantes), podéis dividir la narración en tres partes: "por la mañana...por la tarde o después de comer...al terminar el día....", es importante que hablemos sobre la parte emocional (en general nos sueleb costar bastante expresar nuestros sentimientos): "Esta mañana he tenido una reunión importante y me sentía un poco nervioso porque tenía que explicar a mis compañeros...."después he ido a....
 
Cada miembro de la familia tendrá su turno de palabra, al final de la intervención los demás pueden hacerle alguna pregunta, que responderá si quiere (mostraremos gran respeto por lo que cada uno dice y quiere compartir, sin presionar a nadie a  que cuente).
 
Al principio la dinámica será un poco automática: por la mañana, por la tarde, después...pero poco a poco veréis que con el paso de los días será mucho más fluida y saldrá de manera muy natural, los peques serán los que os recuerden o pidan "vamos a contar nuestro día".  Otra variante es contar lo mejor (lo que más os ha gustado) o lo peor (lo que menos os ha gustado) del día.
 
Beneficios de esta actividad:
  • Facilita y da pautas de comunicación. La familia es un modelo para el niño, en ella aprende a dialogar.
  • Aporta destrezas para trabajar la escucha.
  • Aprenden a respetar su turno.
  • Potencia la empatía ( al escuchar cómo se siente cada uno), a valorar las actividades que desarrollan los demás.
  • Inculca valores como la tolerancia, la asertividad...
  • Nos permite expresar y entender lo que pensamos.
  • Nos ayuda a conocer qué hace cada miembro de la familia en su día a día).  (Frecuentemente los padres me comentan que los niños nunca les cuentan qué hacen en el cole, yo les pregunto : y vosotros...¿les contáis qué hacéis en el trabajo?).
  • Nos conecta emocionalmente.
  • Es una manera de resolver conflictos (se pueden expresar situaciones desgradables que se han dado entre hermanos y se puede tratar y buscar soluciones para que todos se sientan mejor).
  • Facilita la comprensión y ordenación del tiempo (trabajamos las secuencias temporales): primero, después, más tarde...
 
En casa practicamos esta actividad desde que nuestro hijo tenía 2 años y medio, al principio éramos nosotros quienes narrábamos sus experiencias,  preguntándole si le había gustado o no, si se había sentido contento o triste, de esta manera rememorábamos y ordenábamos en su mente las imágenes del día. Es increible como hoy es capaz de explicar lo que ha hecho en el cole y en cada momento de su día, compartiendo pequeños detalles y sentimientos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

¿Qué te ha parecido la entrada de hoy? ¿Quieres qué hablemos de algún tema en especial? Déjanos tus comentarios y sugerencias. Participa en nuestro blog y para no perderte nada déjanos tu email y suscribete a nuestro newsletter.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...